Deja que Jesús marque el ritmo de tu vida

Para pensar …

Hoy tratan de poner a Jesús en una aprieto. Intentan hacerle una pregunta muy difícil para que Él no sepa que contestar. Y Jesús les responde de forma muy brillante.

No vamos a entrar en la pregunta, sino que vamos a fijarnos en lo que Jesús les responde. No tenemos un Dios de muertos, sino de vivos.

Hay veces que oímos a alguna persona que dice que cree en Jesús como persona maja, muy buena, pero que no cree que Jesús es el Hijo de Dios ni que ha resucitado. Y que es lo mismo creer en Jesús de una forma o de otra, que la Resurrección no es algo muy importante. Si no creemos en la Vida Eterna, si no somos conscientes de que viviremos para siempre con el Padre, nuestra fe no es una fe, es otra cosa. Es la clave de nuestra fe, es lo más importante de nuestra fe, el corazón de la fe cristiana.

 

 

 

Para rezar …

Gracias, Jesús, porque tu AMOR es más fuerte que la muerte.

Gracias, Jesús, por habernos abierto las puertas del corazón de Dios.

Gracias, Jesús, porque quieres, que nosotros tus amigos, estemos siempre contigo.

Gracias, Jesús, por ayudarnos a ser mejores.

Gracias, Jesús, por confiar en nosotros y esperar siempre lo mejor que podamos dar.

 

A %d blogueros les gusta esto: